Un tormenta solar podría destruir la economía mundial

Tormeta Solar

Esta afirmación podría ser calificada de alarmista, incluso de “serpiente de verano” (la prensa la recogió con discreción a principios del pasado mes de agosto) a no ser porque quien la hace es Paul Singer, inversor norteamericano cuya fortuna personal Forbes calcula en 1,9 mil millones de dólares y la cara visible de NML Capital, el “fondo buitre” que reclama a Argentina 1.300 millones de dólares por unos bonos que compró por 40 millones.

En un carta que dirigió a sus inversores y filtrada a Bloomberg, Singer advierte de que una repentina tormenta solar podría destruir la economía mundial. Estas mismas declaraciones las efectuó posteriormente al Financial Times y otros medios financieros al advertir que frente a otros escenarios de riesgo más habituales, "Hay un riesgo que en estos momentos sobresale respecto de todos los demás, tanto a la vista de su daño potencial como de su probabilidad: un pulso electromagnético" (EMP por sus siglas en inglés).

NO ES LA PRIMERA VEZ

Paul SingerEn 1859 se produjo la tormenta solar más potente de la que tenemos noticia. Se trata del llamado “Evento Carrington” cuyo nombre procede del astrónomo inglés Richard Carrigton (1826-1875) que fue el primero en observarla. En ese año se produjo una enorme eyección de masa coronal del Sol. A partir del 28 de agosto se produjeron auroras que podían ser observadas incluso en el sur del Caribe, Roma o Madrid… algo totalmente inaudito. Pero el desastre llegó el día 2 de septiembre de 1859 cuando, a causa de dicha tormenta solar, se produjo el colapso de las redes de telégrafos (que habían empezado a funcionar en 1843) en Europa y América del Norte. En aquella época, la energía eléctrica era algo testimonial y sin uso en la vida cotidiana por lo que los efectos de esa gran tormenta apenas se hicieron notar en la vida de los ciudadanos de la época. Sin embargo, se produjeron cortocircuitos que provocaron diversos incendios en ciudades de Europa y los Estados Unidos. El campo magnético terrestre se deformó completamente lo que provocó las auroras boreales en latitudes inverosímiles y las interrupciones en las redes de telégrafo que por entonces estaban poco desarrolladas. Lo que hizo que esta tormenta solar no se convirtiera en una auténtica catástrofe fue la escasa dependencia que la Humanidad tenía en aquella época de la electricidad y de los aparatos eléctricos.

Más recientemente, en 1989, una tormenta solar hizo causó que durante más de nueve horas dejara de funcionar una planta hidroeléctrica en Quebec (Canada) y en 1994 otra tormenta provocó la “caída” de dos satélites de comunicaciones durante varias horas.

El tema no es menor y preocupa a gobiernos como el  de los Estados Unidos o  el de Gran Bretaña o a organizaciones como la NASA en uno de cuyos informes se afirma que nuestra civilización se enfrentaría a una auténtica catástrofe a nivel planetario. De hecho, el ejercito de los Estados Unidos y la FEMA tienen planes de contingencia por si llega el caso.

PUEDE VOLVER A PRODUCIRSE

Aunque no hay acuerdo en cuándo puede volver a repetirse una tormenta de estas características y, sobre todo, de esta potencia, los científicos coinciden en que, tarde o temprano, la actividad solar volverá a provocar una erupción susceptible de afectarnos de forma peligrosa.

El físico espacial Peter Riley, de la Corporación Internacional de Aplicaciones Científicas (SAIC) en San Diego (EE.UU), cree que la probabilidad de que nos azote una llamarada solar perfecta, del mismo nivel que la que llegó en el siglo XIX, es de alrededor del 12% en los próximos diez años. Así lo estima en una investigación publicada en Space Weather1.    

Riley reconoce la dificultad de estudiar y, sobre todo, de predecir eventos como estos, sin embargo, en su estudio analiza diversas variables que le inclinan a concluir que existe una elevada probabilidad en un plazo de tiempo relativamente corto.  Darkneded city

Actualmente, y desde hace un unos años, el Sol ha entrado en un ciclo de actividad intensa que alcanzó su máximo a principios de 2014, aunque también aquí las fechas son relativas y difíciles de concretar con exactitud. Lo cierto es que la dependencia de nuestra actual sociedad de las redes de comunicación, la informática o la telefonía móvil es máxima y una tormenta solar de máxima potencia podría tener consecuencias catastróficas.

Según la New York Stock Exchange, hay semanas en las que la mitad del negocio lo hacen ordenadores, sin que intervenga la mano del hombre. Ellos observan el mercado, ellos miran, ellos deciden y ellos compran. Y después venden. En cuestión de milisegundos. Según fuentes del mercado, la participación de las máquinas en el negocio bursátil llega al 70% si se suman las operaciones llevadas a cabo en las Bolsas no tradicionales. Joe Saluzzi, bróker estadounidense de la firma Themis Trade, calcula que el par de cientos de firmas que hacen intermediación de alta frecuencia pueden ganar unos 21.000 millones de dólares al año2. Estos datos por si sólo pueden darnos una idea de la catástrofe que representaría la caída de las redes de comunicación, de hecho, de la Internet en pleno, aunque sólo fuera durante unos días.

Dadas estas circunstancias, y considerando que muy posiblemente Paul Singer dispone de información solvente y de primera mano, no es de extrañar la señal de alerta lanzada a sus socios e inversores. En su escrito, el magnate estadounidense concluye la necesidad de que congresistas demócratas y republicanos dejen de lado cualquier diferencia ene este tema y “aborden una política de estado conjunta para asegurar que el país y el mundo queden protegidos de semejante tipo de evento”3.

En la carta que Paul Singer dirige a sus inversores (y que nadie caiga en la tentación de tomársela a broma) advierte sobre el riesgo de que un evento de este tipo provoque un pulso electromagnético que interrumpa masivamente la red eléctrica y las telecomunicaciones, lo que irremediablemente provocaría el colapso de la economía mundial.

 

 

1.- Fuente: www.abc.es

2.- Fuente: www.cincondias.com

3.- Fuente: www.nuevatribuna.es

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s